Tú te cultivas a ti mismo

Observa tus miedos y culpas. Has consciencia si han sido decretadas desde fuera y las has asumido como tuyas. Eso impide se produzca la magia que tu corazón anhela. No dejes que sean otros los que siembren ideas en tu mente. Esa es una tarea que te pertenece sólo a ti y es indelegable. Tú decides que siembras porque eres tú quién en tu corazón sabes que es aquello que quieres recoger. No esperes al momento de cosecha recoger manzanas en tu jardín si has permitido que siembren por ti peras.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s